Ayudar

You can translate this web with Google Crome

Comunicación recibida el 01/10/2021 (extracto textual de la sesión completa)

 

Tenéis la posibilidad de ayudar a todos aquellos hermanos que os tienden la mano, solicitando vuestra ayuda. Tenéis la posibilidad de ayudar a todos aquellos hermanos cuyo orgullo les hace difícil extender la mano; hacedlo vosotros por ellos.

 

Entended que la humildad es esencial para poder progresar en el camino del Padre. Así lo manifestó el Gran Maestro Jesús, cuando dijo “el primero de vosotros sea siempre el último”[1], y esa es una enseñanza que debe formar parte de todo vuestro proceso de relación con las demás personas. Y tenéis que empezar por interiorizarlo vosotros, para poder estar en condiciones de ponerlo en práctica en cada una de las pruebas que la vida os pone por delante. Sed amor, poned la otra mejilla[2], siempre tendréis oportunidades de mostrar la luz que Dios os da. Entended las palabras del Gran Maestro Jesús y ponedlas en práctica. Las grandes enseñanzas de amor que aportó son esenciales para poder entrar en el Reino, y esto significa poder evolucionar y empezar a comprender la experiencia de la vida encarnada como una maravillosa oportunidad para poder transformarla en un paraíso de luz y amor a través de vuestros actos.

 

Cambiad vosotros y cambiará el mundo, y este proceso os permitirá encontrar el verdadero camino de la evolución. Sin ese cambio, realmente os mantendréis estancados. Por eso, a cualquier persona que os desee pedir ayuda, estad siempre en condiciones de tenderle la mano.

 

[1] Evangelio según San Mateo 20,27, San Marcos, 9,35 y 10,44

[2] Evangelio según San Lucas, 6,29

 

Más información:

Índice

Contactar o suscribirse

Comentarios

Entradas populares de este blog

Índice

Solicitudes de Oraciones

Actividades de apoyo y ayuda