La compasión

You can translate this web with Google Crome

Comunicación recibida el 30/09/2020 (extracto textual de la sesión completa)

 

Contenidos:

-         Entender cada concepto.

-         Cuando podéis sentir compasión.

-         El proceso que permitirá tener oportunidades de evolucionar.

-         Los obstáculos, utilidad y superación.

-         El cambio evolutivo en la comprensión de la compasión.

-         Ser canales de ayuda a todas las personas necesitadas.

-         La compasión dirigida hacia el progreso de los demás y hacia el vuestro.

-         Las enseñanzas según vais evolucionando.

-         Cuando tenéis la sabiduría suficiente.

-         Qué es la misión.

 

Las realidades se pueden transformar en palabras, de acuerdo a determinados criterios, y cada persona puede tener el suyo propio. Pero es importante entender cada concepto, para que las personas que reciben las enseñanzas sean capaces de comprenderlas correctamente.

 

Cuando observáis que las personas sufren, podéis sentir compasión. Pero en el momento en el que adquirís la sabiduría necesaria, entendéis que forma parte de ese proceso, que les permitirá tener oportunidades de evolucionar. Digo tener oportunidades, porque solamente a través del trabajo, del esfuerzo, se es capaz de superar. La voluntad, cuando está regida por el equilibrio entre la mente y el corazón, y se dirige en el camino hacia Dios, empieza a superar todos estos obstáculos, pero esos obstáculos son lo que realmente permiten que mejore el espíritu, que se desarrolle, que se haga más fuerte, podríamos decirlo por analogía. Sin obstáculos en la vida, el espíritu no progresa, no evoluciona. El ser no evoluciona y, como consecuencia de ello, esa compasión empieza a comprenderse desde un punto de vista de tender la mano, pero sin sufrir, de modo que se permite que podamos ser canales de ayuda a todas las personas necesitadas, pero no podemos dar ningún paso por los demás. Comprended estas explicaciones, para que vuestra compasión esté correctamente dirigida hacia el progreso de los demás y hacia el vuestro, porque nunca vais a poder dar algo de lo que carecéis. Por lo tanto, evolucionad vosotros a través del amor y la sabiduría, y todo lo demás surgirá en vuestra vida de forma automática.

 

Según vais evolucionando, las enseñanzas llegarán a vosotros y a todos los demás seres. Es el proceso natural y sabio de Dios. Pero es necesario tener la voluntad de progresar. Las personas que se quedan estancadas en esas situaciones, en las que no avanzan nada, lo hacen por decisión personal, porque todo lo que ocurre en la vida está vinculado a las decisiones personales que cada cual toma. Cuando tenéis la sabiduría suficiente, la compasión se traduce en tender la mano, y no sufrir en ningún momento con el sufrimiento de los demás. Consiste en decir “estoy a tu lado para cuando me necesites” y tener la preparación necesaria para que, cuando nos llamen a la puerta, podamos responder. Esa es la misión.

 

Más información:

Índice

Contactar o suscribirse


Comentarios

Entradas populares de este blog

Índice

Solicitudes de Oraciones

Actividades de apoyo y ayuda