Perdonar las ofensas (y 5). Plantar la semilla

You can translate this web with Google Crome

Comunicación recibida el 26/07/2021 (extracto textual de la sesión completa)

 

Pero también debéis comprender que cuando una persona os está haciendo daño de un modo intencionado le va a costar mucho más comprender este proceso. Nunca esperéis que la respuesta sea necesariamente exitosa en el momento actual. La semilla queda plantada en el corazón de las personas, ese es el objetivo de todo hijo del Padre Eterno, que está en el camino evolutivo, y que se siente responsable de formar parte de la legión de hijos de Dios que cumplen su palabra.

 

Pero esa semilla que se planta, es posible que la vean crecer otras personas diferentes, y que los frutos puedan ser observados y disfrutados mucho tiempo después. No os importe, vuestro objetivo es plantar las semillas en el corazón de las personas. Y Dios, en su infinita sabiduría, les da libre albedrío para que puedan aprovecharla de acuerdo a su propia voluntad. Así ha organizado nuestro Padre Eterno los universos, y así decide que se realice este proceso de adquisición de luz, de sabiduría, de amor y de responsabilidad.

 

Por tanto, amad a vuestros enemigos, y con las explicaciones que os hemos dado, podréis entender por qué es tan necesario amarlos, si realmente queréis sentiros hijos de Dios que avanzáis por el camino del Padre. De hecho, todas las enseñanzas del Gran Maestro Jesús están dirigidas a poderse poner en práctica en la vida cotidiana. Son de un profundo calado psicológico, pero también son explicadas por el Gran Maestro de un modo tan fácilmente comprensible que ha permitido evolucionar a tantas generaciones, porque sus enseñanzas siguen siendo útiles pasados miles de años.

 

Más información:

Índice

Contactar o suscribirse

Perdonar las ofensas (1). El primer paso

Gestionar el tiempo y dirigir la vida (PDF)

Comentarios

Entradas populares de este blog

Índice

Solicitudes de Oraciones

Actividades de apoyo y ayuda