Actuar ante alguien por el que manifestamos algún sentimiento negativo

You can translate this web with Google Crome

Comunicación recibida el 12/10/2021 (adaptación de la respuesta a una persona en concreto, de interés para comunicado público)

 

-       ¿Qué podemos hacer en relación con un hermano con el que manifestamos algún sentimiento negativo, como impaciencia, incomprensión, rechazo, etc.? (Pregunta cambiada, para mantener privada la identidad de la persona).

 

Transmitirle amor. Aunque pueda parecer una respuesta obvia, debéis entender que toda la vida, todos los actos y todos los procesos internos deben mantenerse dentro del marco de la Ley del Amor[1], y ese proceso es algo que, para vosotros, sigue siendo difícil, del mismo modo que es difícil para la inmensa mayoría de los habitantes de vuestro planeta.

 

Pero estáis en un proceso evolutivo, todos estamos en un proceso evolutivo, y es necesario pasar por ese nivel de ignorancia en el que os encontráis para ir acumulando sabiduría, que os permita impregnar de amor todos y cada uno de los momentos de vuestra existencia, de vuestros pensamientos, de vuestros sentimientos y de vuestros actos.

 

Todo revés que observéis en la vida es una prueba. Aprovechadla. Todo éxito es una prueba, porque está comprobando vuestra humildad, y está teniendo repercusión en los demás, bien para poder ayudarles a través de los efectos, bien a través de inspirarles a través de las ideas y de los ejemplos, pero todo tiene aprovechamiento en la experiencia de la vida, tanto las que llamáis “positivas” como las que llamáis “negativas”, pero solo depende de vosotros el poder entrar en ese proceso de aprovechamiento.

 

Así, con [cualquier] hermano, debéis entender que tenéis muchas oportunidades de poder ayudarle. Toda experiencia, toda relación con otras personas, es una oportunidad de intercambiar amor y sabiduría. Entended cómo podéis aprovechar las enseñanzas que recibáis de él, y cómo podéis aportarle vosotros. Y entended, ya os lo hemos repetido muchas veces, que la Ley del Amor es un proceso que no es reactivo, nunca tiene que ver con el modo de comportarse los demás. Debéis romper el espejo reactivo de vuestra vida, y tomar la decisión, firme, constante, de ser amor manifestado en cada experiencia, especialmente en las que os puedan resultar desagradables, porque esas pruebas serán las que realmente os van a permitir evolucionar de un modo rápido. Las pruebas fáciles tienen poca importancia. Solamente en las pruebas difíciles es donde queda reflejado el valor y la capacidad de los seres evolutivos.

 

Por tanto, sed amor, transmitid amor, primero hacia vosotros mismos, e inmediatamente a continuación hacia los demás. Y con ello estaréis disfrutando del Reino en vuestra vida.

 

[1] Ver artículo La Ley del Amor (PDF).

 

Más información:

Índice

Contactar o suscribirse

La Ley del Amor (PDF)

Comentarios

Entradas populares de este blog

Índice

Solicitudes de Oraciones

Actividades de apoyo y ayuda